Crisis de Rikers Island llega a la ONU: Manifestantes expresan sus preocupaciones mientras alcalde Adams se dirige a la asamblea

Rikers Island
Miembros de Jails Action Coalition realizaron una protesta silenciosa frente a las Naciones Unidas, instando al alcalde a abordar el aumento del número de muertos en Rikers Island. / Foto cortesía de The New York City Jails Action Coalition.

Activistas realizaron una protesta silenciosa frente a las Naciones Unidas el lunes, con la esperanza de obtener una respuesta del alcalde sobre el aumento del número de muertos en las cárceles de la ciudad de Nueva York.

El alcalde Eric Adams visitó las Naciones Unidas el 18 de julio para dar un discurso como parte de la conmemoración del Día Internacional de Nelson Mandela; sin embargo, mientras el principal funcionario electo de la ciudad hablaba adentro, los manifestantes de Jails Action Coalition se reunían afuera en 43rd Street y First Avenue.

Sosteniendo telas negras con los nombres de los que han muerto dentro de Rikers Island, los manifestantes permanecieron en silencio con las Naciones Unidas como telón de fondo. Una pancarta que decía «No hay nada natural en morir en la cárcel» sirvió como pieza central de lo que el grupo busca crear, una sombra que se cierna sobre el alcalde de la misma manera que las muertes en Rikers Island se ciernen sobre sus familias.

“Hoy estamos aquí enviando un mensaje al alcalde sobre las vidas que estamos perdiendo en cantidades cada vez mayores desde el año pasado y, al ritmo que vamos este año, vamos a superar con creces. ¿Qué sentido tiene él [el alcalde] para publicar una declaración, decir algo más que una disculpa vacía?”, le dijo a nuestra publicación hermana amNewYork Metro, un miembro de Jails Action Coalition que no deseaba ser identificado, afuera de la ONU.

Rikers Island
El alcalde Eric Adams pronuncia un discurso en las Naciones Unidas (ONU) para conmemorar el Día Internacional de Nelson Mandela. Lunes, 18 de julio de 2022. Crédito: Benny Polatseck/Oficina de Fotografía de la Alcaldía.

Esto ocurre después de que dos personas encarceladas murieran dentro de Rikers Island en el lapso de dos semanas. Elijah Muhammed, de 31 años, fue encontrado muerto dentro del Centro George R. Vierno el 11 de julio, mientras que Michael López, de 34 años, perdió la vida el 15 de julio, elevando el número de muertos a 11 personas bajo la custodia del DOC. Los defensores califican el problema como una crisis de derechos humanos y exigen que el alcalde tome medidas, y hasta que lo haga, la Coalición de Acción Carcelaria alude a que seguirán siguiéndolo como un sudario oscuro.

“Si nos encontramos con él en algún lugar, definitivamente intentaremos enviarle un mensaje”, dijo el miembro de la Coalición de Acción Carcelaria.

Además, la coalición le pide al alcalde que ponga fin al confinamiento solitario, trabaje con el gobierno para liberar a las personas de las cárceles de la ciudad y garantice que todas las personas encarceladas tengan acceso a atención médica, programas, recreación y otros servicios.

Dentro de la ONU, Adams recordó haber visitado Robben Island, el centro penitenciario sudafricano donde Mandela estuvo detenido durante 27 años antes de su liberación en 1990, y comentó que “las crisis en curso de COVID, la guerra y el crimen nos han encarcelado en nuestras propias prisiones de Robben Island”. No obstante, el alcalde ofreció esperanza a través de su propia historia personal de cómo superó la dislexia y las desventajas cuando era niño.

“Estas son condiciones temporales, no son cadenas perpetuas. Mi propia historia personal es un reflejo de eso”, dijo Adams a la asamblea. “Cada uno de nosotros debe desafiar el espíritu humanista de fortaleza y perdón a medida que nos enfrentamos a los desafíos de nuestro tiempo. Esa energía tipo Mandela nos permitirá convertir nuestro dolor en propósito. Nos permitirá convertir esos lugares oscuros en las plantaciones que necesitamos para asegurar una cosecha de esperanza, equidad y paz”.

El alcalde Adams respondió en un comunicado a amNewYork Metro asegurando que su oficina investiga todas y cada una de las muertes mientras toma medidas para hacer reformas.

“Cada muerte bajo custodia es una tragedia y mis pensamientos están con los amigos y familiares que han perdido a sus seres queridos. Además del Fiscal General, investigamos agresivamente cada muerte bajo custodia e implementamos las reformas necesarias. Si bien hemos visto mejoras en el personal y una disminución de la violencia, queda mucho por hacer. El comisionado Molina y yo estamos comprometidos a enfrentar los desafíos e implementar las reformas necesarias para construir cárceles más seguras y humanas para quienes viven y trabajan en Rikers”, dijo el alcalde Adams.

 

Notas relacionadas: ¡Muerte en Rikers Island! Fallece otro recluso en el centro correccional este año

Más de Alrededor de Nueva York