Sobreviviente latino del 9/11 recuerda atentado veinte años después

Sobreviviente latino del 9/11 recuerda atentado veinte años después
El salvadoreño Omar Morales sobrevivió a los ataques a las Torres Gemelas luego de hacer realidad su sueño americano y convertirse en asesor de corredores de bolsa.

Omar Morales todavía puede describir con detalle lo sucedido la mañana del 11 de septiembre de 2001: Él estaba trabajando en su oficina en el piso 25 cuando la torre tembló. Ladrillos caían del techo. Su mente de inmediato lo relacionó con un temblor, pero luego cayó en cuenta que Nueva York regularmente no tiene movimientos telúricos de esta magnitud.

Pocos segundos después las alarmas del piso se activaron: “this is an emergency, please stand by”, “esto es una emergencia, por favor espere”. La espera no duró mucho. Omar corrió a la puerta buscando escapar, pero de inmediato recordó que era el Fire Marshal de su oficina, algo así como un brigadista escogido para ayudar a sus compañeros en medio de una emergencia. Por supuesto, esto lo era.

«Yo de inmediato me regresé a mi puesto de trabajo y comencé a responder llamadas telefónicas de familiares de mis compañeros y les decía, sí, ya esta persona salió, este otro también», cuenta Morales, de 50 años, quien durante el ataque tenía 30. «Fue en ese momento cuando me enteré que un avión se había estrellado con la torre, pero pensé que había sido un accidente. Un avión pequeño… pensé que todo estaría bien».

Esos familiares que llamaban estaban pegados a sus televisores y las imágenes mostraban que nada estaba bien. Imágenes que no logran recrear el pánico que se vivía dentro de la oficina de Morales.

«No se podía correr porque había bastante gente pero cada vez que traían un herido gritaban que se movieran a la derecha para poder pasar por la izquierda con el herido», relata Morales, quien asegura que fue uno de los últimos en abandonar su oficina. Él aún recuerda algunos de los rostros de quienes corrían buscando salvarse. «A esos heridos los traían los propios compañeros de trabajo porque en ese momento no habían policías ni bomberos arriba».

Lo que pasó después fue fugaz, dice Morales. Logró salir de la torre. Corrió a buscar a su padre, a quien había dejado en el consulado de El Salvador más temprano. Angustiada seguía su familia en casa.

«Yo caminaba y llamaba desde varios teléfonos públicos y le decía a mi esposa que, si él llamaba, que le dijera que se quedara en un sitio», apunta Morales. «Finalmente él llamó en la tarde y dijo que estaba en Lafayette y Canal St. y allá llegué a buscarlo y nos dimos el abrazo más grande de nuestras vidas».

 

Sobreviviente latino del 9/11 recuerda atentado veinte años después
Como brigadista en las torres, Morales recibió un silbato, una lámpara y una gorra, cosas que aún mantiene en su casa como un amargo recuerdo de ese día.

 

Sueño Americano

 

Con lágrimas en sus ojos, Morales revive ese abrazo como si fuera ayer. Esas memorias siguen tan latentes como los recuerdos que atesora en su hogar de Staten Island, donde vive con su esposa y sus dos hijos.

«A los Fire Marshalls en las torres nos daban un silbato, una lámpara, una gorra, y esas cosas yo las mantengo todavía en mi casa como un recuerdo porque me las traje ese día», destaca Morales.

Y es que este salvadoreño sigue siendo un ejemplo de vida para su familia. Llegó a esa torre por azares de la vida, luego de construir un camino laboral en Nueva York, que comenzó repartiendo domicilios de comidas a los empleados de la misma compañía de acciones a la que después pasó a trabajar como mensajero y a la que finalmente logró pertenecer como asesor de corredores de bolsa.

Ahí permanece 20 años después.

«Nunca fui a la universidad pero creía en mí, así que hice todo mi mayor esfuerzo para lograr avanzar en este país», destaca este sobreviviente, quien aún hoy en día se rehusa a ver documentales relacionados con el 9/11. Incluso, esta entrevista para él fue una excepción, asegura, ya que sigue siendo el capítulo más doloroso de su vida, pero a la vez, lo que le permitió volver a nacer.

 

 

Más de Alrededor de Nueva York