Pandillero sentenciado a 25 años por matar a machetazos a adolescente en Freeport

Pandillero sentenciado a 25 años por matar a machetazos a adolescente en Freeport
Eduardo Portillo. (Foto: @FGR_SV)

El pandillero salvadoreño Eduardo Portillo, conocido como “Firuli” y “Tito”, miembro de la violenta organización criminal transnacional La Mara Salvatrucha (MS-13), fue sentenciado a 25 años de prisión por su papel en el asesinato a machetazos de Javier Castillo, de 15 años, crimen ocurrido en Cow Meadow Park, en Freeport, Long Island, NY.

El acusado, quien fue arrestado en El Salvador y extraditado a los Estados Unidos para enfrentar estos cargos, se declaró culpable en septiembre de 2021 de extorsión y admitió su participación en el asesinato de Castillo y dedicarse al narcotráfico en nombre de la MS-13.

Breon Peace, fiscal federal para el Distrito Este de Nueva York; Michael J. Driscoll, subdirector a cargo de la Oficina Federal de Investigaciones, Oficina de Campo de NY (FBI); y Rodney K. Harrison, comisionado de la policía del condado de Suffolk (SCPD), anunciaron la sentencia el 12 de julio en la corte federal de Central Islip, por el juez de distrito, Gary R. Brown.

«Con la sentencia, Portillo aprendió que hay consecuencias muy graves por participar en la planificación y ejecución de un asesinato para poder ser miembro de la pandilla MS-13, una empresa criminal viciosa cuyos miembros no tienen consideración por la vida humana o la regla de la ley», declaró el fiscal Peace.

«Que la víctima en este caso fuera un niño de 15 años es aún más trágico, y espero que el arduo trabajo de las fuerzas del orden para rastrear al acusado en El Salvador, su extradición al Distrito Este de Nueva York , y las décadas que el acusado pasará en prisión, traiga cierto cierre a la familia de la joven víctima», agregó.

Cabe indicar que Peace expresó su agradecimiento a los investigadores y analistas de la Unidad Antipandillas Transnacionales (TAG) y la Fuerza de Tareas Antipandillas de Long Island del FBI en El Salvador, el Departamento de Policía del condado de Nassau (NCPD) y la Oficina de Asuntos Internacionales del Departamento de Justicia, por su asistencia con la extradición de Portillo.

«La sentencia envía otro mensaje claro de que no se tolerará la violencia de pandillas y la extradición de este sospechoso demuestra que la policía hará todo lo posible para garantizar que se haga justicia», indicó el comisionado de SCPD Harrison.

 

Se turnaron para ‘machetearlo

 

Portillo y otros «mareros» de la MS-13 apuntaron a muerte a Castillo porque se creía que era miembro de la pandilla «Calle 18», uno de los principales rivales de la MS-13.

El 10 de octubre del 2016, Portillo, quien era amigo de Castillo y otros miembros de la camarilla de Sailors Locos Salvatruchas Westside (Marineros) de la MS-13 con base en Brentwood, convenció a Castillo de ir con ellos a Freeport, aproximadamente a 20 millas de distancia para fumar marihuana.

Allí, atrajeron a Castillo a un área pantanosa aislada en Cow Meadow Park, donde Portillo y sus cómplices atacaron a Castillo, turnándose para matarlo con un machete.

Posteriormente, los miembros de la MS-13 cavaron un hoyo y enterraron el cuerpo de Castillo. El hermano de la víctima informó a la SCPD que una persona que tenía vínculos con la MS-13 le dijo que dejara de buscar a Castillo, porque ya estaba “enterrado”. El cuerpo de Castillo fue recuperado un año después, en octubre de 2017.

Portillo, quien estaba ilegalmente en los Estados Unidos en el momento del asesinato, fue deportado a El Salvador antes de ser acusado por el asesinato de Castillo.

Sin embargo, después de que fue acusado, la Oficina del Fiscal de EE.UU. para el Distrito Este de Nueva York (USAO-EDNY) y el FBI obtuvieron una Notificación Roja de INTERPOL para Portillo.

El 23 de febrero de 2019, la Unidad Centro Antipandillas Transnacional (CAT) de la Policía Nacional Civil (PNC) de El Salvador, que está asignada a la Unidad Transnacional Antipandillas (TAG), localizó a Portillo y lo arrestó en Morazán, El Salvador.

Posteriormente, la USAO-EDNY solicitó la extradición de Portillo y, el 6 de noviembre de 2020, fue extraditado a EE.UU.

La sentencia de Portillo es el último logro de una serie de juicios federales por parte de USAO-EDNY contra miembros y asociados de la MS-13 cuyo liderazgo tiene su sede en El Salvador, Honduras, Guatemala y México, pero la pandilla tiene miles de miembros en todo Estados Unidos.

Con numerosas ramas, o “camarillas”, la MS-13 es la organización criminal más violenta de Long Island. Desde 2003, cientos de pandilleros de la MS-13, incluidos decenas de líderes de camarillas, han sido condenados por delitos graves federales en el Distrito Este de Nueva York.

 

 

Más de Alrededor de Nueva York