Nueve terapeutas de Brooklyn y Queens estafaron de millones de dólares a niños con discapacidades

Por Aidan Graham

Las autoridades de Brooklyn arrestaron a nueve terapeutas por supuestamente estafar más de 3 millones de dólares de un programa destinado a ayudar a niños con discapacidades del desarrollo.

El Programa de Intervención Temprana del Estado de Nueva York (EIP -inglés) está aparentemente diseñado para brindar a los niños con retraso de desarrollo, los servicios necesarios incluyendo fisioterapia y terapia del habla.

Sin embargo, entre 2015 y 2019, los nueve acusados presuntamente presentaron documentos falsos que muestran miles de sesiones de terapias que nunca se llevaron a cabo, según las autoridades federales.

“Los acusados explotaron a bebés y niños pequeños discapacitados, los más jóvenes y vulnerables entre nosotros, para enriquecerse con millones de dólares”, dijo el fiscal federal Breon Peace en un comunicado.

Sus sesiones supuestamente falsas les reportaron a los acusados alrededor de 3.3 millones de dólares, pagados parcialmente a través del programa federal Medicaid, lo que hace que su presunto fraude sea igualmente horrible y un crimen federal.

“Defraudar un programa gubernamental producen un efecto dominó que llega a los contribuyentes que pagan la factura de los esquemas de fraude”, dijo el subdirector a cargo del FBI, Michael Driscoll, en un comunicado.

Haciendo el fraude aún más turbador, el Programa de Intervención Temprana del Estado de Nueva York proporciona una cantidad fija de dinero a los pacientes de Nueva York; por lo tanto, los acusados supuestamente privaron a más de 200 niños con discapacidades del desarrollo de recibir las sesiones de terapia que necesitan desesperadamente, según el Departamento de Investigaciones.

“Los acusados no solo robaron dinero del sistema en sí, sino que también impidieron que los niños con problemas de desarrollo tuvieran acceso a la atención que estaban autorizados a recibir”, continuó Driscoll. «Cuando los sistemas diseñados para ayudar a nuestros más vulnerables se manipulan de esta manera, tenga la seguridad de que se aplicarán cargos federales».

Los acusados se volvieron tan descarados con su presunto fraude que a menudo facturaron al programa EIP por brindar sesiones de terapia todos los días durante largos períodos de tiempo, incluso en días festivos como Navidad y Acción de Gracias, según los fiscales. Los terapeutas acusados también afirmaron que las sesiones tenían lugar en medio de la noche, o en días en los que ni siquiera estaban en Nueva York.

Una terapeuta de Brooklyn, Mercedes Falcon, supuestamente reclamó el pago de 6,100 sesiones cuando ni siquiera estaba en Brooklyn, según los fiscales, que citaron los registros telefónicos de Falcón como evidencia en su acusación.

Los nueve acusados (Falcon, Marsiste Adolphe, Margaret Dominique-McLain, Tracy Gibson, Roselee Johnson, Jeannette Monclova, Manuel Moore, Kikelomo Ogundiran y Dino Paolicelli) enfrentan un máximo de 10 años tras las rejas, dicen los fiscales.

“Este caso penal ejemplifica el impacto amplio y dañino de la corrupción. Estos nueve acusados no solo robaron más de $3.3 millones de dólares en fondos públicos, sino que también robaron a más de 200 niños de la ciudad de Nueva York de los servicios esenciales de intervención temprana que tenían derecho a recibir”, dijo la comisionada del Departamento de Investigación, Margret Garnett.

Notas relacionadas: Policía despechada en triángulo amoroso se presenta ante juez por asesinato

Más de Alrededor de Nueva York