Miles de estudiantes alzan su voz por un mayor control en la venta de armas

Miles de estudiantes alzan su voz por un mayor control en la venta de armas
Estudiantes participan en el paro realizado a nivel nacional para protestar contra la violencia por armas de fuego, ante la Casa Blanca en Washington DC, Estados Unidos, el 14 de marzo de 2018. EFE

EFE

Decenas de miles de estudiantes salieron el miércoles a las calles en Long Island, Nueva York y todo Estados Unidos o se concentraron en sus escuelas en señal de dolor por la matanza perpetrada el pasado 14 de febrero en un instituto de Parkland, en el sur de Florida, y en demanda de un mayor control en la venta de armas.

Al cumplirse un mes del tiroteo, estudiantes de más de 3.000 centros educativos de todo el país dejaron sus clases y se concentraron en los campus e instalaciones o marcharon por las calles para reclamar a la autoridades acciones concretas para restringir el acceso a las armas de fuego.

La masiva participación y protesta tuvo su acto central a las 10 am hora local durante el paro de 17 minutos de duración, uno por cada vida segada en la matanza perpetrada en la escuela secundaria Marjory Stoneman Douglas, de Parkland.

Unos 3.000 alumnos y profesores de esta escuela de Florida se concentraron en el campus en memoria de las víctimas y para pedir a los legisladores cambios efectivos a las leyes de control de armas.

«Es muy emocionante. Mi corazón está roto y está siendo muy duro, pero estoy orgullosa de la acción de estos estudiantes», dijo Carla Madeiros, madre de una alumna del centro, para añadir que «no hay lugar para las armas automáticas y tiene que haber un cambio» en las leyes.

Los alumnos que abarrotaban las gradas y el campo de deportes del colegio de Parkland entonaron con emoción «Shine», el himno que ellos mismos compusieron en señal de duelo por la muerte de 14 estudiantes y tres adultos en el tiroteo.

«Lo que pasó fue horrible», señaló Gloria de Jesús, madre de otro estudiante en referencia a la masacre que perpetro Nikolas Cruz, de 19 años, quien disparó indiscriminadamente con un fusil de asalto en este centro educativo.

A Parkland se acercaron personas de todas partes de la nación, como una joven conmocionada de Pensilvania que entregó a los familiares de las víctimas del tiroteo un retrato de cada uno de los asesinados.

 

National School Walkout

Muchos alumnos, como en Nueva York, salieron pronto a las calles en el llamado «National School Walkout» para mostrar pacíficamente su rechazo a la violencia por armas de fuego en los colegios y llamar al Congreso de EE.UU. a que actúe de manera decisiva para aprobar leyes que endurezcan el acceso a las armas.

En Washington, centenares de estudiantes se concentraron frente a la Casa Blanca y al Capitolio con pancartas y con gritos de «Basta es basta» («Enough is enough») y «¿Cuántos más?».

Líderes demócratas salieron al encuentro de los jóvenes para conversar con ellos sobre sus reivindicaciones de un mayor control de armas.

Miles de estudiantes alzan su voz por un mayor control en la venta de armas
El líder de la minoría demócrata en el Senado de EE.UU., Chuck Schumer, participa en el paro realizado a nivel nacional para protestar contra la violencia por armas de fuego, ante el Capitolio en Washington DC. EFE

Las voces airadas de muchos alumnos y líderes comunitarios culpan de la escalada de ataques armados en colegios a la inacción de los legisladores, más pendientes de «enviar mensajes de solidaridad y pesar por las víctimas» que por generar un cambio real con nuevas leyes, señaló su página web el grupo Women’s March Empower, organizadora de la protesta.

Esta jornada histórica jalonada por las protestas de miles de estudiantes se sintetizaba en la demanda escrita en uno de los carteles que se agitaba en Parkland: «!Las oraciones y condolencias no son suficiente! Nuestros funcionarios del Gobierno necesitan actuar ya o renunciar a su puesto».

Una de las principales reclamaciones de numerosos estudiantes, padres, profesores y líderes comunitarios es la prohibición de la venta de armas de asalto como el rifle semiautomático AR-15 usado en la matanza por Cruz, exalumno de Marjory Stoneman Douglas.

Cruz, autor confeso de la matanza, afronta 17 cargos por intento de asesinato en primer grado y otros 17 por asesinato premeditado en primer grado, delitos que un Gran Jurado le imputó la semana pasada.

 

 

Más de Alrededor de Nueva York

>