Los neoyorquinos de la tercera edad tuvieron un papel importante en las elecciones de 2020

El COVID-19 no evitó que los neoyorquinos de la tercera edad votarán en las elecciones de 2020. Los adultos mayores son históricamente los votantes más confiables, y este año no fue diferente

En un año lleno de incertidumbre, distanciamiento social y quedarse en casa, las elecciones de 2020 resultaron ser las elecciones con el mayor número de votantes en la historia de los Estados Unidos. Y muchos de aquellos que emitieron sus votos fueron los adultos mayores.

El COVID-19 ha cambiado muchos diferentes aspectos de nuestra vida cotidiana, incluyendo la forma en la que votamos. A diferencia de los años anteriores, 43 estados ofrecieron votaciones anticipadas, lo cual fue esencial para ayudar a los ciudadanos, especialmente a los adultos mayores, a participar de forma segura en las elecciones de este año. También se establecieron precauciones necesarias para ayudar a los votantes a evitar centros de votaciones abarrotados y mantener el adecuado distanciamiento social.

Los adultos mayores son históricamente los votantes más confiables. Se estima que más del 70% de las personas de 60 años o más votaron durante las elecciones presidenciales. Este año no fue diferente. Los neoyorquinos de la tercera edad esperaron en fila para ejercer su voto, en algunos casos por horas.

Nosotros, los adultos mayores, tomamos el voto seriamente porque los oficiales electos ayudan a formar el futuro de las comunidades que ayudamos a construir, porque a nosotros nos importa mucho las políticas y los problemas que afectan a nuestros hijos, nuestros nietos, nuestra familia extendida y a nosotros, y más que todo porque sabemos que votar no es solo un privilegio, sino también un deber cívico.

Las elecciones de 2020 fueron especialmente únicas ya que coincidieron con el centésimo aniversario del derecho al voto de las mujeres y la aprobación de la 19na enmienda. El día de las elecciones, nosotros escuchamos sobre mujeres neoyorquinas centenarias que nacieron antes de que este derecho constitucional fue garantizado, ellas desafiaron las expectativas y el COVID-19 para ejercer este derecho, incluyendo a Delia Garces, una mujer de 107 años de Washington Heights. Acompañada por su nieta, ella viajó a su centro de votación local el día de las elecciones y voto, ¡y le contó a un reportero que ella había votado en todas las elecciones presidenciales y que no iba a permitir que nada evitará su voto este año!

Aunque los adultos mayores son el grupo etario votante más grande y más comprometido, ellos continúan no siendo tomados en cuenta en la mayoría de las elecciones. Nuestra nación continúa teniendo una mentalidad que discrimina a los ancianos y que ahoga el compromiso cívico, el activismo y las contribuciones de los adultos mayores. Con el COVID-19, ha habido un resurgimiento de los estereotipos de discriminación de edad. “El Departamento para Adultos de la Tercera Edad” está enfocado en cambiar las actitudes y los estereotipos dominantes sobre el envejecimiento. Nosotros hemos abogado por los adultos mayores de la Ciudad de Nueva York por mucho tiempo, y planeamos lanzar una campaña contra la discriminación de los adultos de la tercera edad en el próximo año que le recordará a los neoyorquinos que los adultos mayores son un recurso valioso que tiene mucho para contribuir. Y no olvidemos que los dos candidatos de las elecciones presidenciales de este año eran mayores de 70 años. Pero esto es exactamente lo que nuestro país necesita justo ahora, un líder con la sabiduría y experiencia que tienen muchos adultos mayores.

Mientras que las elecciones absorbieron la mayor parte de nuestra atención este mes, yo quiero reconocer que noviembre es el Mes Nacional del Cuidador. Se lleva a cabo en el mismo mes que El Dia de Dar Gracias, lo cual me parece muy apropiado ya que deberíamos darles las gracias a todos los maravillosos cuidadores que apoyan y cuidan a sus padres, hermanos y seres queridos de la tercera edad. Nosotros sabemos que cuidar es un esfuerzo cotidiano, y apreciamos todo lo que hacen.

La Comisionada del Departamento para Adultos de la Tercera Edad de Nueva York, Lorraine Cortés-Vázquez

 

Espero que todos disfruten el comienzo de la temporada navideña. Seamos agradecidos por todas las bendiciones cotidianas y continuemos permaneciendo conectados entre nosotros.

 

 

 

 

 

 

Más de Alrededor de Nueva York