‘La Última Esperanza’ … Médico concientiza sobre el uso medicinal de la marihuana

Celestina Davis junto a su hijo Martin, son grandes creyentes de la mariguana medicinal. Desde su primer uso, Martin (izq.) ha tenido una reducción significativa de ataques epilépticos. (Foto cortesía de Yolanda Davis)

 

Cada que tiene una oportunidad, Celestina Davis, residente de Queens, Nueva York, comparte el impacto positivo que la marihuana medicinal ha tenido en su vida, especialmente, en la vida de su hijo Martin.

Martin de 23 años, sufre de ADD y está dentro del espectro de autismo, entre otros padecimientos, además, hasta hace un par de años, el joven padecía diariamente numerosos ataques epilépticos que lo imposibilitaban a llevar una vida normal.

“Él es muy intelectual, lee mucho y en la escuela le va muy bien, sin embargo, a los doce años le dio un ataque de epilepsia, y cuando le dio el ataque, lo retrasó demasiado. Le recetaron unas pastillas que lo controló los primeros años, pero después, cuando llego a los 16, le empeoró demasiado la epilepsia y tuvo ataques a cada rato”, nos reveló angustiada la madre dominicana.

Desesperada por que los medicamentos tradicionales no funcionaban, Davis pensó en el cannabis medicinal después de leer sobre el caso de otra pequeña que había visto beneficios al poco tiempo de iniciar el tratamiento. Davis acudió con el Dr. Stephen Dahmer,  Jefe de Operaciones Médicas de Vireo Health of New York (Vireo), una compañía orientada a ofrecer medicamentos de calidad elaborados con cannabis.

“El médico Dahmer llegó a nuestras vidas a salvarnos, porque le daban los ataques cada dos o tres días hasta 4 ataques al día muy fuertes”, dijo agradecida Davis. “Le empezamos a dar [la marihuana medicinal] poquito a poquito y vimos un cambio drástico. Duro casi siete meses sin darle [un ataque epiléptico].

“Los pacientes llegan al cannabis medicinal como última esperanza”, nos explicó por su parte el Dr. Dahmer. “A mí me sorprende como médico la cantidad de pacientes que si ven beneficio usando la marihuana. Son pocos los medicamentos que he visto en mi carrera donde el 90 por ciento de los pacientes ven un beneficio con un medicamento”.

De acuerdo al Dr. Dahmer, cualquier estigma se quita con la educación. “La cosa más importante como paciente que hay que saber, es que las personas que piensan que la marihuana es solo para el ‘high’ (drogarse), están perdiendo muchas cosas buenas que pueden ayudar a sentirse mejor. Yo he dedicado los últimos 3 años de mi carrera investigando al cannabis medicinal, y lo que aprendí en estos años es que todas las personas que están usando el cannabis medicinal de forma legal, les está ayudando a vivir una vida más saludable”.

Si bien, una de las preocupaciones con la marihuana medicinal son los efectos de sentirse drogado, el Dr. Dahmer explica que estos son parte de los efectos secundarios que se están tratando de mejorar.

“Tenemos un espectro que va desde violeta que es alto en CBD, ese es el cannabis que NO da el ‘high’ y llega hasta el rojo, que es alto en THC, que es el cannabis que puede dar el ‘high’, pero lo tratamos en el mundo médico como un efecto secundario que la mayoría de los pacientes no quiere sentir”,  continuó.

“Sabemos que la gran mayoría de los pacientes no quieren sentirse ‘high’, quieren un alivio a su dolor para volver al trabajo, para seguir funcionando, para interactuar con su familia, para vivir una vida normal”.

Asimismo, cada día aumenta el número de estudios referentes al cannabis medicinal para tratar varias enfermedades -una de ellas- el dolor crónico, que hasta el momento, es solo tratado con narcóticos.

“Incluso tenemos un problema grave con los opioides, los narcóticos”, agregó el Dr. Dahmer. “La diferencia con el cannabis medicinal que nunca he visto en mi vida como médico, es que es imposible morir de una sobredosis de cannabis, y ese es un elemento muy fuerte para mí como médico. Con los narcóticos, ese efecto secundario puede ser la muerte, con el cannabis ese efecto secundario no existe”.

Campaña de Vireo

Actualmente, el Dr. Dahmer es parte de la campaña de Vireo para concientizar sobre el uso medicinal de la marihuana en el estado de Nueva York.

“Ningún medicamento va a curar todas las cosas, por lo que las expectativas también tienen que ser normales. [No obstante], este es un medicamento que si tiene oportunidades increíbles para ayudar a la gente. Tiene que hablar con su médico para decidir si esta es una forma de tratamiento que es buena para usted”.

Todo medicamento tiene un lado negativo y tiene un lado más obscuro. Con la marihuana existe la posibilidad de adicción, aunque los estudios muestran que el nivel de adicción es mucho menor que otros medicamentos usados normalmente. Sin embargo, como lo plantea el Dr. Dahmer, existe otro problema más significativo con la cannabis medicinal, y es que el seguro médico no la cubre, lo que puede subir mucho el costo para los pacientes.

“Ojala que algún día todas las compañías de seguros médicos cubran el costo del cannabis medicinal. Como aun no es aprobado por el FDA, es una barrera y obstáculo que no han pasado todavía las compañías de seguros médicos”, añadió el Dr. Dahmer. “Lo que se ha visto es que si algo es efectivo, una persona va a encontrar la manera de poder pagar”.

En este aspecto, la madre del joven Martin reitera que aunque difícil, no importa, “yo me sacrifico porque es la salud de él [hijo]. Yo les pido a los políticos que lo aprueben por favor [incluir en seguros de salud]. Ahora me dan un 10 por ciento en planes de descuento pero si tenemos que pelear para eso, debemos de pelear para que aprueben más dinero para ayudarnos a pagar”.

Hay varias formas de consumir el medicamento, como capsulas, vaporizadores o aceites. Estas formas de tomar el medicamento también afectan al cuerpo de distintas maneras.

“Además, no hemos hecho muchos estudios de interacciones de cannabis medicinal con otros medicamento, esas son cosas que debemos observar para asegurar de que nuestros pacientes están seguros”, indicó el Dr. Dahmer.

Para Celestina Davis, la marihuana medicinal ha sido mejor que los medicamentos y “hasta ahora yo no he visto ningún efecto secundario”, aseguró.

Son doce enfermedades que pueden calificar para el cannabis medicinal en Nueva York. Más informes en: https://vireohealth.com/ny/ .

 

Más de Alrededor de Nueva York

>