Hombre de Suffolk condenado por tráfico de drogas y posesión de armas

Hombre de Suffolk condenado por tráfico de drogas y posesión de armas
Hombre de Suffolk condenado por tráfico de drogas y posesión de armas.

En el juzgado federal en Central Islip, un jurado condenó a Marlon Thompson por cuatro cargos de una acusación formal de conspiración para distribuir fentanilo, heroína y base de cocaína, y también por posesión ilegal de armas de fuego.

El tráfico de fentanilo causó causó la muerte de Fredrick Koenig, de 36 años, ocurrido el día de Navidad de 2018. El veredicto siguió a un juicio de seis días ante el juez federal de distrito Joan M. Azrack.

Cuando sea sentenciado, Thompson enfrenta una sentencia mínima obligatoria de 20 años de prisión y hasta cadena perpetua.

Breon Peace, Fiscal de Estados Unidos para el Distrito Este de Nueva York; Frank A. Tarentino, Agente especial a cargo, de la Administración para el Control de Drogas (DEA); Rodney J. Harrison, Comisionado de Policía del condado de Suffolk (SCPD), y Raymond Tierney, Fiscal de Distrito de Suffolk, anunciaron el veredicto.

«El acusado rindió cuentas por el tráfico de fentanilo que causó la trágica muerte por sobredosis de un joven en Long Island», declaró el fiscal federal Peace.

«Las grandes cantidades de fentanilo que el acusado distribuyó por todo el condado de Suffolk tuvieron un impacto devastador en la comunidad, incluso al alejar a este joven de su familia demasiado pronto. Esta Oficina, junto con nuestros socios federales y locales, continuará trabajando incansablemente para enjuiciar a quienes contribuyen a este grave problema».

De acuerdo al informe, la evidencia demostró que, desde enero de 2017 hasta mayo de 2019, el acusado conspiró para distribuir fentanilo, heroína y base de cocaína en todo el condado de Suffolk.

El día de Navidad de 2018, Thompson suministró fentanilo a la víctima, quien sufrió una sobredosis fatal en la casa de sus padres en Selden, Nueva York.

El acusado siguió suministrando fentanilo, heroína y crack en Suffolk durante meses después de la muerte de Koenig. Cuando Thompson fue arrestado, la policía recuperó fentanilo y materiales de empaque de drogas de su habitación en el sótano, y también incautaron tres armas y municiones ilegales de la unidad de almacenamiento.

La evidencia del gobierno incluyó el testimonio de los co-conspiradores de Thompson, mensajes de texto entre el acusado y los traficantes de drogas discutiendo su negocio ilícito, parafernalia de drogas y miles de dólares en moneda estadounidense derivada de las ventas de drogas incautadas en la residencia del acusado.

«La abrumadora cantidad de intoxicaciones por drogas en los Estados Unidos es una fuerza impulsora para que la DEA lleve a los responsables ante la justicia», declaró el agente especial a cargo de la DEA, Tarentino.

«La condena enfatiza el efecto dominó de esta crisis y la devastación de tantas vidas. Esta investigación es una muestra de nuestro compromiso con las familias que han perdido seres queridos y de cómo trabajamos todos los días para detener a narcotraficantes como Marlon Thompson».

 

 

Más de Alrededor de Nueva York