Hochul anuncia $70 millones en fondos para proveedores de cuidado infantil de Nueva York

Hochul
Mike Groll/Oficina de la Gobernadora Kathy Hochul

La gobernadora Kathy Hochul anunció el martes que más de $70 millones para cuidado infantil se destinarán a 344 nuevos proveedores de cuidado infantil. Esto creará más de 12,000 nuevos espacios para familias necesitadas en todo el estado de Nueva York.

Con énfasis en más de 500 espacios para horarios no tradicionales, Hochul afirmó la importancia de esto, “…porque nuestros trabajadores esenciales tienen que trabajar en entornos de atención médica las 24 horas del día. Están limpiando nuestras habitaciones de hotel y nuestros restaurantes. […] Están conduciendo autobuses, están haciendo que esta ciudad y el estado funcionen”.

Hochul declaró que más de 2000 programas de cuidado infantil, con más de 20 mil espacios, se perdieron en el transcurso de la pandemia de COVID-19.

Hochul compartió su visión sobre la crisis del cuidado infantil y mencionó que no solo es «la primera mujer gobernadora de Nueva York, sino la primera mamá gobernadora de Nueva York». Hochul dijo “hace 34 años como mamá trabajadora […] me encantaba mi trabajo, pero los días eran largos, había muchas trasnochadas […] y cuando tuve a mi primer hijo, […] no había cuidado de niños. [Tuve] que sacrificarme y renunciar a un trabajo que realmente amaba”.

Su experiencia de primera mano con la falta de cuidado infantil adecuado le da a Hochul una mejor comprensión de las necesidades extremas de Nueva York.

 

Mujeres fuera de la fuerza laboral

Si bien afirmó que el cuidado infantil ha mejorado en los últimos años, continuó diciendo que la pandemia de COVID-19 sacó a muchas mujeres trabajadoras de sus empleos. Mientras que algunas trabajadoras esenciales, como proveedoras de atención médica y trabajadoras de restaurantes, permanecieron en primera línea, otras se vieron obligadas a regresar a casa.

Ahora, a poco más de dos años desde que comenzó la pandemia de COVID-19, la fuerza laboral no ha podido recuperar a esas trabajadoras. Actualmente hay más de 2 millones menos de mujeres en la fuerza laboral, y como muchos centros de cuidado infantil cerraron, las familias quedaron sin ayuda, ya que carecen de los recursos para que ambos padres vuelvan a trabajar y mantener económicamente a la familia.

“La insuficiencia de recursos para el cuidado de niños tiene un efecto tremendo en nuestra economía, ya que impide que los padres regresen al trabajo”, dijo el vicegobernador Antonio Delgado. “Es fundamental para nosotros mejorar la atención, especialmente en áreas desatendidas donde los padres tienen que elegir entre la opción dolorosa e inaceptable de conservar sus trabajos y dejar a sus hijos pequeños solos en casa sin ningún tipo de cuidado, o renunciar a sus trabajos y no poder alimentar a sus hijos y mantener un techo sobre sus cabezas”.

Hochul agregó que estamos teniendo una “crisis de asequibilidad, es demasiado costoso para demasiadas familias y pone [el cuidado infantil] fuera del alcance”. Construyendo sobre eso, dijo, «una familia típica de Nueva York tiene que gastar el 40% de sus ingresos en el cuidado de dos niños».

Esta crisis afecta de manera desproporcionada a las comunidades negras y latinas, de donde Hochul dijo que provienen muchos de nuestros trabajadores. Estas comunidades ya privadas de sus derechos no pueden traer a casa el dinero necesario para cuidar a sus hijos.

 

Cero impuestos a pañales desechables

Hochul y el senador estatal Jamaal Bailey firmaron una legislación que eximiría a los pañales para adultos y niños, incluidos los pañales desechables, de todos los impuestos sobre las ventas y el uso. Dado que los pañales son una parte innegablemente importante y muy costosa del cuidado de los niños pequeños, esta ayuda financiera les permite a los padres estar tranquilos sabiendo que sus hijos tendrán acceso a pañales limpios.

“Como padre de dos niñas, el acceso al cuidado infantil es profundamente personal. La falta de cuidado infantil asequible es un problema de justicia social y económica que afecta de manera desproporcionada a las mujeres de color y las comunidades en desiertos de cuidado infantil como El Bronx”. dijo Bailey. “Quiero agradecer a la gobernadora Hochul por esta audaz inversión en cuidado infantil asequible y de calidad y por firmar mi proyecto de ley con el asambleísta Sayegh, para eliminar los impuestos locales sobre los pañales. Los pañales suelen ser el gasto más grande para los padres y cuidadores en todo el estado. La inversión de hoy es un gran paso en la dirección correcta y ayudará a las familias en El Bronx y en todo el estado de Nueva York a pagar sus necesidades esenciales de cuidado infantil”.

 

Notas relacionadas: Alcalde anuncia ‘inversión histórica’ para los niños de la ciudad, incluidos los inmigrantes

Más de Alrededor de Nueva York