Herb Flores denuncia elecciones ‘amañadas y arregladas’ en Hempstead

Herb Flores denuncia elecciones 'amañadas y arregladas' en Hempstead
El salvadoreño Herberth Flores, ex candidato a la alcaldía en Hempstead, condena las irregularidades, represión e intimidación contra los votantes hispanos. (Foto: @FloresForMayor)

Herberth Flores, quien recientemente fue candidato a la alcaldía de Hempstead, se unió a líderes hispanos para denunciar y condenar la represión e intimidación ocurrida sobre los votantes latinos durante el día de las elecciones realizadas el pasado martes 16 de marzo en esta populosa villa del condado de Nassau.

En los comicios municipales resultó ganador el candidato demócrata Waylyn Hobbs al sumar 2,012 votos, según el conteo extraoficial reportado por medios de comunicación en Long Island. De esta manera Hobbs será el nuevo alcalde de Hempstead y sucederá al incumbente Don Ryan, quien intentó la reelección pero quedó segundo en las urnas al alcanzar 1,325 votos.

Por su parte, el postulante salvadoreño Flores se quedó en la tercera posición con 644 votos registrados mientras que en cuarto lugar se ubicó Lamont E. Johnson con apenas 169 votos.

No obstante, Flores, que aspiraba a dar la gran sorpresa en esta contienda, denuncia numerosas irregularidades ocurridas en el proceso de las votaciones en Hempstead, incluyendo comentarios racistas, violación de los derechos de los observadores electorales, opresión constante e instigación dirigidos repetidamente a los hispanos para que dejaran los sitios de votación, un evidente rechazo a muchos votantes latinos en el día de las elecciones.

 

 

Exigen investigar manipulación

 

Ante esta situación, el partido «The Peoples Party for Hempstead» y su candidato Flores decidieron hacer públicas sus quejas sobre las recientes elecciones en una conferencia de prensa desarrollada el 19 de marzo en el Hempstead Village Hall, recalcando que este partido se creó con la misión de establecer la equidad racial y la inclusión en el gobierno de Hempstead para que se escuche la voz de todos los residentes.

«Durante esta última elección de la Villa, el martes 16 de marzo, muchos miembros de la comunidad de Hempstead estaban ansiosos por participar ya que tenían la opción de elegir un alcalde hispano», declararon mediante comunicado los miembros de «The Peoples Party for Hempstead».

«La participación de votantes latinos fue mayor que nunca en las elecciones anteriores, lo que demuestra la demanda de cambio de Hempstead, el mayor entusiasmo de los latinos y los nuevos estadounidenses que ejercen su deber cívico de votar. Dicho esto, a muchos de los votantes hispanos elegibles no se les permitió votar en las elecciones y fueron rechazados, además de ser intimidados a menudo en las urnas», denuncian.

«La supresión generalizada de votantes, particularmente contra los hispanos, fue un problema recurrente en muchos de los 13 sitios de votación en todo el Village. A un gran número de votantes elegibles se les impidió votar y se les dijo que no estaban registrados aunque habían votado en elecciones anteriores. Muchas irregularidades y problemas fueron evidentes en el proceso de votación, como la discriminación, la manipulación de la boleta y lo que se cree que es una elección amañada y arreglada».

«Evidentemente, las medidas de supresión de votantes estaban dirigidas a los latinos, y hubo muchos errores administrativos y ‘fallas’ que ocurrieron en las máquinas. La supresión de votantes fue implacable y eficaz para evitar que los hispanoamericanos elegibles para votar contribuyan al proceso electoral del Village».

 

 

Herberth Flores y el Partido del Pueblo de Hempstead advierten que «no se quedarán de brazos cruzados mientras se socava el voto hispano y se compromete nuestra democracia».

«Nuestro propósito incluye responsabilizar a todos los niveles del gobierno y pedir a la oficina del Fiscal General de Estados Unidos, la División de Derechos Civiles y el FBI que inicien una investigación completa para que los responsables de violar la ley electoral estatal y manipular estas elecciones sean llevados ante la justicia».

 

 

Más de Alrededor de Nueva York