Falta de servicios de traducción adecuados en Tribunales de Vivienda afecta igualdad de justicia

Tribunal Civil de Queens. (Foto Max Parrott / QNS)

Susan Vaca, defensora de inmigración con QLA Outreach Center, llegó a la Corte Civil de Queens en Jamaica el 11 de junio con un objetivo modesto: asesorar a un cliente que no hablaba inglés y que tenía prevista una disputa de vivienda pendiente.

Poco después de entrar en la sala de la corte, Vaca se dio cuenta de que su conciencia iba a hacer esta tarea más difícil de lo que había previsto.

Al ayudar a su cliente, notó que otra persona no hablaba inglés. Luego otro, y otro. En poco tiempo, ella estaba ayudando a cuatro clientes que hablaban español en sus citas programadas.

Vaca dijo que su principal preocupación era ayudar a los clientes en la sala, pero una vez que les tocó su cita, se quedó para asistirlos porque le preocupaba que el intérprete asignado por la corte, no estuviera haciendo lo suficiente para asegurarse de que los clientes le entendieran.

La experiencia de Vaca refleja una opinión compartida por algunos abogados, intérpretes y defensores de inmigración, de que los servicios de interpretación en el Tribunal de Vivienda de Queens son deficientes. Ahora que la Legislatura del estado aprobó un conjunto histórico de leyes de protección a inquilinos en junio, su impacto estará determinado por la capacidad del tribunal para hacerlas cumplir. En Queens, el acceso equitativo a estas protecciones para inquilinos depende de los servicios de traducción.

Perdido en la traducción

Queens tiene el mayor número de personas que no hablan inglés en los cinco condados, con el 26 por ciento de sus residentes que, según el censo, tienen un dominio limitado del inglés.

Si bien los servicios de interpretación desempeñan un papel clave en el sistema de justicia de Queens, estos servicios a menudo dejan a los que no hablan inglés confundidos acerca de cómo navegar por los tribunales, afrontando asesoría legal no solicitada de sus intérpretes; o dependiendo de intérpretes contratados independientemente que no cuentan con una capacitación exhaustiva y comprensión del ordenamiento jurídico.

Cuestiones éticas y salariales

Un portavoz de la corte de vivienda dijo que los intérpretes son conscientes de sus responsabilidades éticas y profesionales, que incluyen no dar ningún consejo legal. También se les proporciona un Manual del Intérprete en la Corte que contiene esta información.

Cualquier inquietud con respecto a una violación de la responsabilidad ética se puede informar al secretario jefe, dijo el vocero. Pero no se necesita más que una breve visita al cuarto piso del Tribunal Civil de Queens para escuchar los informes que revelan que estas garantías éticas son ineficaces.

Sateesh Nori, abogada a cargo de Queens Neighborhood Office of The Legal Aid Society, enmarcó esta disparidad en términos de remuneración. “En la corte estatal, los intérpretes cobran menos que los intérpretes federales. Así que hay un calibre diferente de persona que asume este trabajo «, dijo.

Pero incluso dentro del ámbito de los intérpretes de los tribunales estatales, hay otro nivel de estratificación: contratista y de tiempo completo.

Florie Ho, quien trabajó regularmente como intérprete de chino en la corte de vivienda para Geneva Worldwide, un contratista que proporciona intérpretes a agencias en toda la ciudad, dijo que cada vez más los tribunales están utilizando los servicios de contratistas para satisfacer la necesidad, con menos capacitación y supervisión.

Un portavoz del sistema judicial del estado dijo que los intérpretes están obligados a asistir a un seminario de ética presentado por la Oficina de Acceso Lingüístico (OLA). Pero Ho dijo que nunca recibió esta capacitación por parte de Geneva a pesar de que tradujo materiales de la ciudad directamente para OLA, además de su trabajo en la corte civil.

«Debido a que la ciudad redujo los estándares de calidad necesarios, casi cualquier persona que sea un hablante nativo puede hacerlo y usted cobraría su propio precio», dijo Ho.

Nuestra publicación hermana QNS contactó a Geneva, quien se negó a comentar sobre esta historia.

Confusión total

La manera en que están programados los intérpretes también crea problemas para los clientes. Nori dijo que debido a la gran necesidad de servicios de interpretación en Queens, el tribunal termina agrupando los casos que involucran idiomas comunes. Eso significa que cuando la corte registra la necesidad de un intérprete, reprograma los casos en tandas de día completo de nada más que hablantes bengalíes, chinos o coreanos, por ejemplo. Cuando estos casos se reprograman, puede alargar el proceso judicial.

En la experiencia de Ho a través de Geneva, los traductores contratados en estas circunstancias aprenden sobre el caso por primera vez el día de, sin dejar tiempo para la preparación.

«Los intérpretes necesitan saber qué está sucediendo o recibir información en una reunión informativa. Porque de lo contrario, la interpretación podría ser errónea únicamente porque usted mismo no sabe lo que está pasando. Así que todo es gente confundida», dijo Ho. «Creo que los tribunales deben saber si realmente les importa que las personas comprendan a los jueces, los abogados y lo qué sucede».

 

Notas relacionadas: Piden a los dueños de Greyhound a impedir las ‘redadas’ en sus autobuses

 

 

Más de Alrededor de Nueva York

>