Escasez de pruebas de COVID-19 aumenta el temor desatado en EEUU

Escasez de pruebas de COVID-19 aumenta el temor desatado en EEUU
Los empleados ensamblan kits en una tienda emergente que vende desinfectante para manos, guantes de goma y mascarillas en Washington, DC. (Foto: EFE / EPA / Shawn Thew)

 

El miedo a la propagación del coronavirus mantiene en alerta a las autoridades, que supervisan el suministro de pruebas para detectar la enfermedad en medio del aumento de casos que ha obligado a cancelar eventos masivos y clases en los Estados Unidos.

Los casos en el país superan ya los 804, de acuerdo a los gubernamentales Centros para el Control y Prevención de Enfermedades (CDC), y al menos 27 muertes.

El presidente Donald Trump, que este viernes firmó el proyecto que autoriza el desembolso de 8.300 millones de dólares para combatir la propagación del coronavirus, aterrizó en Atlanta para visitar la sede de los CDC, ello tras una información previa dada por un funcionario de la Casa Blanca que dijo que el mandatario prefirió cancelar la visita para no ser «una distracción».

En California y en Washington, en la costa oeste y donde la propagación ha sido más fuerte, la preocupación se centra en el número de pruebas a disposición para identificar posibles contagiados.

El vicepresidente Mike Pence, quien lidera la respuesta de la Administración Trump a la crisis del coronavirus, reconoció que hubo un déficit en la cantidad de pruebas necesarias para satisfacer la demanda, y advirtió que el gobierno podría proporcionar pruebas para aquellos que se sospeche han estado expuestos o que muestren síntomas.

El Departamento de Salud Pública de California sólo tiene 7.400 pruebas para el fin de semana, de acuerdo al diario Los Ángeles Times, que señala que hay más de 9.000 personas en ese estado que han regresado recientemente de países que sufren brotes severos.

La situación también es preocupante en la zona este. El gobernador de Nueva York, Andrew Cuomo, informó de que el número de casos en todo el estado se ha elevado en las últimas horas a 173, por lo que hay 31 casos más que ayer lunes.

Un total de 108 personas infectadas se encuentran en el condado de Weschester, donde está New Rochelle, otros 36 en Nueva York, 19 en Nassau, 6 en Rockland, 2 en Saratoga y 1 en los condados tanto de Suffolk como de Ulster.

 

 

 

Más de Alrededor de Nueva York

>