El regreso del gran Guerrero ilusiona a Perú para el Mundial

Vuelta del gran "Guerrero" ilusiona a Perú para el Mundial
El delantero peruano Paolo Guerrero, del Flamengo, en acción ante el Internacional de Porto Alegre en el partido por la 4ta. fecha del Campeonato Brasileño, disputado en el estadio Maracaná de Río de Janeiro (Brasil). EFE/Marcelo Sayão

 

Y volvió el «Depredador». Después de sufrir seis meses de suspensión por la FIFA, el delantero peruano Paolo Guerrero regresó al fútbol en el reciente triunfo del Flamengo por 2-0 sobre el Internacional de Porto Alegre, en partido por el Campeonato Brasileirao jugado en el estadio Maracaná de Río de Janeiro, mítico recinto que se estremeció en sus cuatro tribunas para recibir al goleador «incaico».

Aclamado por los hinchas del «Fla» y, ante la expectativa de millones de aficionados de la selección de Perú que siguieron el juego por televisión, Guerrero ingresó al campo a los 13 minutos del segundo tiempo (en sustitución del delantero Henrique Dourado) y desde ese instante se convirtió en atracción del cotejo junto a Lucas Paquetá y Éverton Ribeiro, autores de los goles del «Mengão».

De esta manera terminaba el reposo forzado del gran Guerrero, quien pese a lucir ligeramente falto de ritmo futbolístico demostraba en cada jugada o movimiento su enorme clase y ascendencia en sus compañeros del Flamengo, conjunto que empezó a presionar más al Inter hasta encontrar la victoria que consolida su liderato en la tabla con 10 puntos.

Guerrero tuvo varias asociaciones en ofensiva, hizo buenos pases al pie y al vacío, y -como siempre- sudó la camiseta número 9 luchando ante los zagueros rivales, generando peligro y faltas. También casi anota con un tiro libre que pasó raspando el palo del arco visitante. Y minutos después, le dejó la posta a Lucas Paquetá quien con disparo desde fuera del área incrustó el balón en la escuadra derecha para abrir el marcador.

Guerrero, ruidosamente ovacionado por los «torcedores» rubro-negros con el estribillo que lo arropaba desde las gradas: «Acabó el caos … el guerrero llegó … el guerrero llegó …» tuvo tiempo para colaborar con el segundo gol del «Fla» ante un Inter que ya jugaba con diez elementos por expulsión de William Pottker, tras dar un cabezazo a Vinicius Jr, el joven de 17 años fichado por el Real Madrid. En el minuto 86, Éverton Ribeiro, luego de una corrida en diagonal, marcó el 2-0 definitivo.

Así Guerrero dejaba atrás una etapa muy dura en su brillante trayectoria en el balompié, agria experiencia que comenzó el 5 de octubre del 2017 cuando dio positivo por benzoilecgonina, una sustancia incluida en la lista de prohibiciones de la Agencia Mundial Antidopaje (AMA), considerada principal metabolito de la cocaína y de la hoja de coca, y encontrada en su organismo tras un control efectuado después del empate 0-0 de Perú con Argentina en Buenos Aires, por las eliminatorias al Mundial de Rusia-2018.

 

‘Quiero seguir jugando’

 

Ahora, seis meses después, el «Depredador» peruano sigue luchando para demostrar su inocencia y finalmente poder jugar, celebrar goles, dibujar sonrisas en la gente y estar presente con la «Blanquirroja» de su país en la gran fiesta mundialista del próximo verano.

«Quiero seguir jugando, el fútbol es mi pasión, mi vida», dijo Guerrero al término del partido del Flamengo, un mensaje directo al Tribunal Arbitral del Deporte (TAS) que hasta el momento evalúa su caso.

«Estoy muy emocionado, con el estadio Maracaná lleno, vencimos 2-0 (al Internacional); es increíble vivir eso después de los seis meses que pasé por una injusticia, fuera del campo», declaró el artillero histórico de la selección de Perú a la TV brasileña, recalcando que siempre se manejó como un jugador profesional, que se cuida y que sabe bien qué puede tomar y qué no.

Guerrero llegaba al juego tras comparecer el 3 de mayo ante el TAS en Lausana (Suiza) donse se defendió buscando quedar absuelto de un castigo «injusto», según sus abogados.

«Estoy en manos de los que deciden, pero confío, soy inocente y siempre he dicho eso. Nunca he pensado en que se pueda complicar, estoy confiado de que saldrá bien, le pudimos dar una alegría al hincha y estoy feliz por eso», agregó el delantero de 34 años.

Cabe recordar que Guerrero había sido suspendido inicialmente por 1 año pero la FIFA redujo esa pena a 6 meses lo que le permitiría estar en Rusia-2018. Sin embargo, la AMA apeló esa decisión y pidió una suspensión de al menos 1 año para el jugador.

Por ahora todo queda en suspenso esperando al TAS, mientras los hinchas peruanos piden, oran y sueñan que esa apelación sea desestimada y puedan tener a su Guerrero para enfrentar a Dinamarca, Francia y Australia en el Mundial 2018 al que retornan después de 36 años de frustraciones.

 

 

Más de Alrededor de Nueva York