EEUU con juventud y hambre de gloria al Mundial de Catar 2022

EEUU con juventud y hambre de gloria al Mundial de Catar 2022
La estrella estadounidense Christian Pulisic (a la derecha) junto al delantero Haji Wright, en la goleada 3-0 sobre Marruecos en partido de preparación jugado en Cincinnati. Foto: amNY.com / AP/Jeff Dean

La selección de fútbol de Estados Unidos vuelve a una Copa del Mundo de la FIFA tras ocho años de ausencia y regresa con la ilusión a tope, impulsada por una plantilla de jugadores con talento, juventud y hambre de gloria.

El equipo de «las barras y las estrellas» afronta el Mundial de Catar 2022 enfocado en hacer historia para demostrar sobre la cancha el avance del «soccer» estadounidense.

El reto de EE.UU. en la máxima competencia futbolística del planeta es duro. Su misión es superar a sus rivales del Grupo «B», las selecciones nacionales de Gales, Inglaterra e Irán, para pasar a la etapa de Octavos de Final y luego sorprender buscando alcanzar las instancias decisivas del torneo.

El escuadrón estadounidense llega como vigente campeón de Liga de Naciones de CONCACAF y de la Copa de Oro, ambos títulos conseguidos tras derrotar a su clásico rival, la selección mexicana.

Con esta «etiqueta» intentará borrar el fracaso que significó la eliminación para el Mundial anterior (Rusia 2018) y dejar una buena imagen de cara a la siguiente Copa del Mundo 2026 donde será anfitrión junto a México y Canadá.

 

Sueño Americano

 

Los dirigidos por el coach Gregg Berhalter van en pos del «Sueño Americano» en territorio catarí.

Presentan la nómina más joven de este Mundial, liderados por el delantero Christian Pulisic de 24 años (nacido en Pensilvania), quien fue campeón de Europa en 2021 con el Chelsea inglés, y por el mediocampista Weston McKennie de 24 años (nacido en Texas), ganador de la Supercopa y de la Copa Italia con la Juventus.

A esta nueva camada de talentosos futbolistas se suman el carrilero Sergiño Dest de 22 años (nacido en los Países Bajos, de padre estadounidense), exlateral del FC Barcelona español, actualmente en el Milan italiano; y el volante de recuperación Tyler Adams de 23 años (nacido en Wappingers Falls, Nueva York), surgido de los NY Red Bulls y ahora en el Leeds United inglés.

También el mediapunta ofensivo hispano Gio Reyna, de 20 años (nacido en Inglaterra), jugador del Borussia Dortmund alemán, tras ser formado en la Academia del New York City FC.

Gio Reyna, es hijo del notable exmundialista y capitán de la selección de Estados Unidos, Claudio Reyna, de ascendencia argentina, quien participó en las Copas Mundiales de USA 1994, Francia 1998, Japón-Corea 2002 y Alemania 2006. Ahora Gio sigue la tradición familiar de buena técnica con el balón y le añade desequilibrio y gol a sus actuaciones.

 

 

Debut ante Bale

 

Estados Unidos debuta en Catar 2022 enfrentando el país de Gales, el lunes 21 noviembre (2 pm ET) en el estadio Ahmed bin Ali, de Rayán.

Este duelo se vislumbra parejo frente a un dinámico equipo galés que clasificó al Mundial vía el repechaje, eliminando 1-0 a Ucrania con un tiro libre de su estrella Gareth Bale (desviado a propia meta por un ucranianio). Bale llega como flamante campeón con el LAFC de la MLS.

El seleccionado estadounidense debe neutralizar el juego frontal a velocidad de los «Dragones» galeses, tratando de imponer su mejor circulación de la pelota para hilvanar jugadas ofensivas y generar espacios en el área contraria.

Además, tiene que mejorar en el puntillazo final porque en sus últimos partidos amistosos los norteamericanos no marcaron goles, perdiendo 0-2 con Japón y empatando 0-0 con Arabia Saudita.

La posible oncena titular de EE.UU. que arrancaría en Catar 2022 (de no mediar lesiones inoportunas) sería: en el arco con Matt Turner (Arsenal); en la zona defensiva con Sergino Dest (AC Milan), Walker Zimmerman (Nashville SC), Aaron Long (New York Red Bulls), Antonee Robinson (Fulham); en el mediocampo con Tyler Adams (Leeds United), Weston McKennie (Juventus), Yunus Musah (Valencia); y en la delantera con Christian Pulisic (Chelsea FC), Jesús Ferreira (FC Dallas) y Tim Weah (Lille).

 

Desafío inglés

 

El segundo juego de Estados Unidos será contra Inglaterra, programado para el viernes 25 noviembre (2 pm ET) en el estadio Al Bayt, de Jor.

Los ingleses por historia son candidatos a conquistar la Copa del Mundo aunque por su actualidad futbolera no vienen de la mejor forma, arranstrando una eliminación en Liga de Naciones de Europa, tras caer 0-1 con Italia y empatar 3-3 con Alemania.

No obstante el conjunto de los «Tres Leones», dirigido por Gareth Southgate, es siempre peligroso aprovechando los balones aéreos y el ataque por las puntas.

Los ingleses llegan luciendo figuras de la Premier League como el goleador Harry Kane (Tottenham Hotspur) y los mediocampistas Jude Bellingham (Borussia Dortmund), Mason Mount (Chelsea FC) y Declan Rice (West Ham United), entre otros.

 

 

El Equipo de Todos

 

El tercer cotejo del «Equipo de Todos» en EE.UU. (último de la fase de grupos) será contra Irán, el martes 29 de noviembre (2 pm ET) en el estadio Al Thumama, de Doha.

La selección iraní es la más longeva de Catar 2022 con un promedio de edad de sus jugadores de 28.8 años. Cuenta en el banquillo con el experimentado entrenador portugués Carlos Queiroz que ya la dirigió en las Copas de Brasil 2014 y Rusia 2018.

Ahora Irán llega entonada después de dos buenos partidos amistosos de preparación frente a selecciones mundialistas, ganando 1-0 a Uruguay con gol de Mehdi Taremi (goleador del Oporto luso), y empatando 1-1 con Senegal, la campeona de África, con anotación de Sardar Azmoun (delantero del Bayer Leverkusen alemán).

Cabe recordar que Estados Unidos e Irán ya se enfrentaron en una Copa del Mundo de la FIFA, fue en la edición de Francia 1998 donde los asiáticos ganaron 2-1 en Lyon.

El legendario artillero estadunidense Brian McBride marcó el único gol de las «barras y las estrellas» a los 87 minutos pero no pudo evitar una derrota que fue muy celebrada por los iraníes, considerada histórica por los tintes políticos que envuelven a ambas naciones. Ahora EE.UU. buscará cobrarse la revancha.

 

 

Más de Alrededor de Nueva York