¿Cómo defenderse de la oleada de Ómicron?

¿Cómo defenderse de la oleada de Ómicron?
La lucha contra el COVID-19 no se detiene cuando entramos prácticamente al tercer año de la pandemia. (Foto: EFE/EPA/MICHAEL REYNOLDS)

La lucha contra el COVID-19 sigue fuerte y no se detiene cuando entramos prácticamente al tercer año de la pandemia.

Bajo esta situación, en Estados Unidos los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades (CDC) están trabajando con los funcionarios de salud pública estatales y locales para monitorear la propagación de la variante Ómicron que se ha detectado en la mayoría de los estados y ciudades donde la proporción de casos de contagios de coranavirus está aumentando rápidamente.

Los CDC esperan un incremento de las tasas de positividad del Covid en los próximos días o semanas por lo que exhortan a la comunidad a mantenerse vigilante (y protegida) sobre Ómicron y la posibilidad de una rápida propagación del virus.

Según indican es probable que la variante Ómicron se propague con mayor facilidad que el virus original del SARS-CoV-2; aunque aún se desconoce la facilidad con que se propaga en comparación con la variante Delta.

Las autoridades estiman que cualquier persona infectada por el virus de la variante Ómicron pueda propagar el virus a otras personas, incluso si están vacunadas o no tienen síntomas.

 

Síntomas del Ómicron

 

Todavía se necesitan más datos para saber si las infecciones por la variante Ómicron, y en especial los casos de reinfección e infección en vacunados, causan enfermedad más grave o más casos de muerte que las infecciones por otras variantes del coronavirus.

Los expertos sanitarios han determinado -hasta el momentos- los siguientes posibles síntomas de que estamos infectados con Ómicron:

– Fatiga
– Irritación de garganta
– Dolor de cabeza
– Molestias musculares
– Secreción nasal
– Estornudos
– Lumbalgia
– Sudores nocturnos

Asimismo, las autoridades de salud no descartan otros síntomas a tener en relación con la variante Ómicron, aunque serían menos frecuentes:

– Náuseas
– Pérdida de cabello
– Conjuntivitis
– Tos
– Fiebre
– Ligera pérdida del olfato y el gusto

 

Tratamiento anti Covid

 

Los científicos están trabajando para determinar la efectividad de los tratamientos actuales contra el COVID-19. Con base en el cambio en la composición genética de Ómicron, es probable que algunos tratamientos sigan siendo efectivos mientras que otros resulten menos efectivos.

Los CDC esperan que las vacunas actuales protejan contra casos graves, hospitalizaciones y muertes a causa de la infección por la variante Ómicron. Sin embargo, es posible que ocurran casos de infección en personas que están totalmente vacunadas.

Contra otras variantes, como la Delta, las vacunas siguieron siendo efectivas para evitar enfermarse gravemente, ser hospitalizados y morir. La reciente aparición de Ómicron destacó aún más la importancia de la vacunación y las dosis de refuerzo.

 

Las Vacunas

 

Las vacunas siguen siendo la mejor medida de salud pública para proteger a las personas contra el COVID-19, desacelerar la transmisión y reducir la probabilidad de infección por nuevas variantes emergentes.

Las vacunas contra el COVID-19 son altamente efectivas para evitar enfermarse gravemente, ser hospitalizado y morir.

Los CDC recomiendan que para protegerse del COVID-19 todas las personas de 5 años de edad o más deben estar totalmente vacunadas.

Además recomiendan que todas las personas de 18 años de edad o más reciban una dosis de refuerzo al menos dos meses después de la vacuna inicial de J&J/Janssen o seis meses después de completar el esquema de vacunación principal contra el COVID-19 con la vacuna de Pfizer-BioNTech o Moderna.

 

Las Mascarillas

 

Las mascarillas ofrecen protección contra todas las variantes. Los CDC siguen recomendando el uso de mascarilla en entornos públicos cerrados en áreas de transmisión en la comunidad sustancial o alta, independientemente del estado de vacunación.

Los CDC ofrecen asesoramiento acerca de las mascarillas para las personas que desean obtener más información acerca del tipo de mascarilla adecuado según las circunstancias.

Para ver una guía para el uso de mascarillas: cómo elegir, usar correctamente, limpiar y guardar sus mascarillas, visite el enlace https://espanol.cdc.gov/coronavirus/2019-ncov/prevent-getting-sick/about-face-coverings.html .

 

Pruebas de Detección

 

Las pruebas de detección pueden indicarle si actualmente está infectado por COVID-19. Se utilizan dos tipos de pruebas para detectar una infección actual: pruebas de amplificación de ácido nucleico (NAAT) y pruebas de antígeno. Las pruebas NAAT y de antígenos solo pueden detectar si actualmente tiene una infección.

Las siguientes personas deberían realizarse las pruebas de detección del COVID-19:

– Las personas que tienen síntomas del COVID-19.

– Las personas que han tenido contacto cercano con alguien que tiene COVID-19 deberían realizarse una prueba para confirmar la infección:

– Las personas totalmente vacunadas deberían realizarse una prueba de detección 5 a 7 días después de su última exposición.

– Las personas que no están totalmente vacunadas deberían realizarse una prueba de inmediato al enterarse de que son un contacto cercano de una persona infectada. Si el resultado de su prueba de detección es negativo, deben volver a realizarse una prueba de detección 5-7 días después de su última exposición o inmediatamente si presentan síntomas.

– Las personas que no recibieron la vacuna completa contra el COVID-19 y pertenecen al grupo con prioridad para la realización generalizada de pruebas de detección del COVID-19.

– Las personas que no recibieron la vacuna completa contra el COVID-19 y recibieron la indicación o remisión para realizare una prueba de detección por parte de la escuela, el lugar de trabajo, el proveedor de atención médica o el departamento de salud estatal, tribal, localícono de sitio externo o territorial.

 

Pruebas Caseras

 

Cabe indicar que las pruebas de detección caseras le permiten hacerse un test en casa o en cualquier otro lado, son fáciles de usar y los resultados son rápidos para conocer si está o no infectado con el COVID-19.

Si la prueba casera arroja un resultado positivo, quédese en casa o aíslese durante 10 días, use una mascarilla si tiene contacto con alguien más y llame a su proveedor de atención médica.

Si tiene preguntas acerca del resultado de una prueba casera, llame a su proveedor de atención médica o departamento de salud pública.

Hasta que sepamos más acerca del riesgo de la variante Ómicron, es importante utilizar todas las herramientas disponibles para protegerse y proteger a los demás.

 

 

Más de Alrededor de Nueva York