Autorizan reapertura de deportes escolares de menor riesgo desde el 21 de septiembre

Autorizan reapertura de deportes escolares de menor riesgo desde el 21 de septiembre
Autorizan reapertura de deportes escolares de menor riesgo desde el 21 de septiembre.

El gobernador de Nueva York, Andrew Cuomo, anunció que los deportes de menor riesgo patrocinados por las escuelas en todas las regiones del estado pueden comenzar a practicar y jugar a partir del 21 de septiembre.

Sin embargo, los viajes para estas actividades estarán prohibidos fuera de la región de la escuela o regiones o condados contiguos hasta el 19 de octubre.

Para la temporada deportiva de otoño, los deportes de riesgo bajo y moderado incluyen el tenis, fútbol (soccer), ​​cross country, hockey sobre césped y natación.

En tanto, los deportes de mayor riesgo, incluidos aquellos con pleno contacto físico como el fútbol americano, ​​lucha libre, rugby, hockey y voleibol, pueden comenzar a practicarse desde el 21 de septiembre pero no se pueden jugar hasta una fecha posterior o el 31 de diciembre.

De acuerdo con la guía del Departamento de Salud estatal para deportes y recreación durante la emergencia pública del COVID-19, las prácticas de deportes de alto riesgo se limitan al entrenamiento individual o grupal, sin o con poco contacto.

«El estado ha investigado mucho sobre cómo podemos hacer que nuestros estudiantes participen de manera segura en los deportes escolares y hagan el ejercicio que necesitan, y la guía que desarrollamos permitirá que los deportes de menor riesgo comiencen a practicarse y jugarse el próximo mes», dijo el gobernador Cuomo.

«Nos acercamos a los deportes juveniles por fases como hemos abordado todo lo demás en nuestra reapertura: los equipos no pueden competir fuera de la región de una escuela o región contigua por el momento hasta que podamos medir los efectos», agregó.

Cabe indicar que las escuelas locales deben seguir la guía del Departamento de Salud para la conducción de sus deportes escolares.

Las escuelas tendrán que limitar la capacidad de las instalaciones interiores a no más del 50 por ciento de ocupación y limitar los espectadores a no más de dos espectadores por jugador, además de implementar el distanciamiento social y cubrirse el rostro con mascarillas.

 

 

Más de Alrededor de Nueva York

>