Sigamos comprometidos a apoyar a nuestros valientes Veteranos

Las libertades que disfrutamos deberían recordarnos cuánto los veteranos significan para este país.

Este Día de los Veteranos, el 11 de noviembre, reconozcamos a los valientes hombres y mujeres que han servido a nuestro gran país y hagámosles saber que estamos comprometidos a proporcionarles el apoyo que se ganaron.

Después de la celebración de un miembro militar reuniéndose con la familia tras un despliegue, a veces nos olvidamos a los luchadores veteranos que enfrentan la transición a la vida civil. Muchos quedan para hacer frente a desafíos físicos y psicológicos provocados por su servicio para proteger a nuestro país y las libertades que apreciamos.

El estado de Nueva York es orgullosamente el hogar de una de las mayores poblaciones de veteranos en el país, con más de 900,000 ex combatientes residiendo en el “Estado Imperio”.

Desafortunadamente, la falta de vivienda ocurre demasiado común, ya que el 11 por ciento de la población adulta sin hogar de los Estados Unidos está compuesto por veteranos, y muchos más se consideran en riesgo.

La falta de hogar entre la comunidad de veteranos afecta a todas las razas, géneros y edades. La gran mayoría son hombres, pero las mujeres son el grupo demográfico de más rápido crecimiento. Cuarenta y cinco por ciento de los veteranos sin hogar son afroamericanos o hispanos, y la mitad son menores de 50 años.

La mayoría de la Asamblea toma este problema en serio. El año pasado aprobamos una legislación que dirigiría a agencias estatales claves para reunir información sobre los veteranos sin hogar del estado y sus hijos en un esfuerzo para apoyarlos mejor. Anteriormente, fue creado el Fondo de Asistencia a Veteranos Sin Hogar (The Homeless Veterans Assistance Fund) para ayudar a que más héroes reciban calidad y vivienda estable.

También está el problema del empleo. Muchas veces regresar a la fuerza de trabajo después de estar fuera del país por un sustancial período de tiempo y encontrar un buen empleo puede ser casi imposible. Por eso este año ayudé a aprobar una legislación que eliminaría las tarifas de solicitud del estado para los exámenes del servicio civil realizados por veteranos dados de baja honorablemente.

Asimismo, queremos que nuestros veteranos tengan una amplia oportunidad para mostrar su patriotismo y estar orgullosos de su servicio. El estado de Nueva York ya ofrece una serie de matrículas personalizadas para veteranos, y una nueva ley firmada este año autoriza al comisionado del Departamento de Motores y Vehículos a emitir placas específicamente para miembros de AMVETS. 

Previamente, la Asamblea aprobó una ley que permite que los neoyorquinos elegibles tengan su estado como veterano designado en su licencia de conducir, por lo que es más fácil acceder a los muchos programas, beneficios y descuentos disponibles para ellos.

Las libertades que disfrutamos deberían recordarnos cuánto los veteranos significan para este país. Si bien debemos agradecerles a diario, el Día de los Veteranos es un recordatorio para reflexionar sobre sus sacrificios, es una fecha para educarnos sobre todo lo que han hecho por esta gran nación, tener una conversación con un veterano local, escuchar sus historias.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *