Pandilleros de la Calle 18 acusados de conspirar para matar a dos miembros de la MS-13

Pandilleros de Calle 18 acusados de conspirar para matar a dos miembros de MS-13

Pandilleros de Calle 18 acusados de conspirar para matar a dos miembros de MS-13. EFE /Archivo

 

El fiscal de distrito del condado de Suffolk, Timothy D. Sini, y los representantes de Investigaciones de Seguridad Nacional (“HSI”) de Nueva York, anunciaron la acusación de tres miembros de la pandilla de la Calle 18 por presuntamente conspirar para asesinar a dos personas que creían que eran miembros de la pandilla MS-13.

Wilber Campos Chicas, alias “Troya”, de 25 años, de Port Jefferson Station; Guillermo Linares Alvarez, alias “Extrano”, de 19 años, de Huntington Station; e Isidro Aguirre Canelas, alias “Chino”, de 26 años, de Centereach, están acusados ​​del cargo de conspiración en 2do. Grado, un delito mayor.

Campos y Aguirre han sido identificados por la policía como miembros de la pandilla Tiny Locos (TLS) camarilla de la pandilla de Calle 18, que tiene su base en Port Jefferson Station, y Linares ha sido identificado como miembro de Shatto Park Locos (SPLS) camarilla ubicada en Huntington Station.

“Este es uno de los muchos casos en que mi oficina y HSI trabajaron juntas no solo para llevar a los malos actores a la justicia, sino también para prevenir la violencia”, dijo el fiscal Sini. “Ya no estamos respondiendo o esperando que ocurra una tragedia; estamos adoptando un enfoque proactivo y, debido al excelente trabajo de aplicación de la ley, estamos evitando los asesinatos”, agregó.

Una investigación realizada por la Oficina del Fiscal del Distrito y HSI que comenzó en marzo reveló información de que los tres pandilleros supuestamente tramaron para asesinar a dos víctimas que creían que eran miembros de la MS-13, que es la pandilla rival de la Calle 18.

Entre el 15 de marzo y el 24 de abril, los acusados ​​tomaron varias medidas para promover la conspiración del asesinato, incluido el intercambio de fotos y descripciones de los dos objetivos y su paradero. Los acusados ​​iban a usar dos machetes, que eran propiedad de Linares, para asesinar a las dos víctimas. También discutieron la obtención de un automóvil para usarlo mientras realizan sus ataques.

Los tres pandilleros, los cuales ingresaron ilegalmente a los Estados Unidos, fueron detenidos por agentes de HSI en abril. “Trabajando rápidamente, HSI pudo poner a los tres acusados ​​bajo custodia antes de que pudieran ejecutar su plan”, dijo Sini.

“HSI y el condado de Suffolk no tolerarán la violencia de la mano de ningún miembro de una pandilla”, dijo Gerald Handley, agente especial asistente a cargo de HSI Nueva York.

“Ya sea que la víctima intencional sea inocente o un miembro conocido de una pandilla, prestamos la misma atención a los detalles y nos mantenemos lo más proactivos posible para permanecer frente a la violencia. Nos mantendremos unidos con nuestros socios encargados de hacer cumplir la ley y continuaremos arrestando y buscando enjuiciamiento de miembros de pandillas”.

Los tres pandilleros ​​fueron procesados ​​el pasado 13 de marzo por el Juez de la Corte del Condado Interino del Condado de Suffolk, Karen M. Wilutis, y fueron reencarcelados sin fianza.

Si son condenados por el cargo máximo, los acusados ​​enfrentan una sentencia máxima de 8 y un tercio a 25 años de prisión. Campos debe regresar a la corte el 29 de mayo. Linares debe regresar a la corte el 30 de mayo. Aguirre debe regresar a la corte el 31 de mayo.

 

 

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *