Lo mejor del arte latinoamericano del siglo XX

Instalación de exposición de obras de pioneros del muralismo mexicano en el Museo de Arte de San Diego, California, Estados Unidos.

El Museo de Arte de San Diego acoge desde este fin de semana la exposición Maestros Modernos de América Latina, que reúne 101 obras de artistas como Rivera, Kalho, Lam y Botero con el fin de destacar el valor del diálogo entre culturas y acercar a los inmigrantes a sus raíces.

Las obras de esta exposición única pertenecen a Juan Antonio Pérez Simón, un español que de niño emigró con su familia a México y hoy es uno de los principales empresarios del sector de telecomunicaciones, además de ser considerado uno de los más importantes coleccionistas privados de arte del mundo.

Los pioneros del muralismo mexicano Diego Rivera, David Siqueiros y José Clemente Orozco, Frida Kahlo, Rufino Tamayo, Fernando Botero, José María Velasco, Pedro Figari, Félix González-Torres, Gunther Gerzso y Wilfredo Lam, entre otros, conforman esta muestra única.

También están representados Roberto Matta, Alfredo Ramos Martínez, Alfredo Castañeda, Kazuya Sakai, Jesús Rafael Soto, Lino Eneas Spilimbergo y Joaquín Torres-García, entre otros.

“Es un sinnúmero de artistas de lo mejor que se ha producido”, dijo a Efe Roxana Velásquez, directora del Museo de Arte de San Diego y curadora de esta exhibición que abrirá al público este sábado y permanecerá hasta marzo del próximo año.

“Se ha dicho que el espíritu latinoamericano, que la fuerza creativa de esta área del subcontinente, se hace evidente ante piezas de este calibre”, añadió.

“Maestros Modernos de América Latina: la Colección Pérez Simón”, forma parte del grupo de exposiciones de la iniciativa Pacific Standard Time: LA/LA de la Fundación Getty, en la cual participan más de 70 instituciones culturales en el sur de California para poner en valor la influencia del arte latinoamericano.

Para acompañar la exposición se ha creado un programa de conferencias, mesas redondas, talleres de arte y una muestra de cine latinoamericano, que incluye también el proyecto multimedia interactivo para niños titulado Frida y yo.

“Hay un orgullo que se crea al contemplar esta magnificencia, cuando uno está cerca de obras de esta calidad, de este color, de esta fuerza expresiva”, consideró Velásquez, historiadora del arte y anteriormente directora del Museo del Palacio de Bellas Artes en México (2007-2010).

Si bien la colección privada de Pérez Simón es conocida por sus piezas de arte español, antiguos maestros, pintura victoriana o impresionismo, esta es la primera vez que ofrece la oportunidad de contemplar sus obras de casi todos los países de América Latina.

“Espero que (esta exhibición de arte latinoamericano) despierte en sus visitantes el mismo deseo de ampliar su conocimiento del arte y que los méritos estéticos de la muestra ayuden a avanzar nuestra incansable búsqueda por la belleza”, expresó el reconocido coleccionista de arte en una declaración enviada a Efe.

Las obras exhibidas son en su mayoría del siglo XX, aunque también abarcan los últimos años del siglo XIX y la primera década del siglo XXI.

La exhibición explora la importancia del paisajismo en la formación de identidades nacionales, la influencia del simbolismo y el papel de América Latina en el desarrollo de un estilo internacional, entre otros aspectos.

La idea es conjugar piezas que abarquen todos los lenguajes que se desarrollan en el siglo XX y que representen el alma y lo mejor que ha producido Latinoamérica en materia artística, enfatizó Velásquez.

Una a una fueron llegando las obras al museo californiano provenientes de México, bajo un impecable resguardo, además de los permisos correspondientes, explicó la directora del museo.

Algunas de las obras en exhibición son consideradas patrimonio nacional, como en el caso de las de Frida Kahlo, Diego Rivera o María Izquierdo.

Los responsables de la exposición destacan la importancia del arte para unir a los pueblos y más aún en una región binacional como la que forman San Diego (California) y Tijuana (México) y en el actual ambiente político-social en Estados Unidos.

“El arte es el mejor elemento para crear diálogos, para aportar al entendimiento y para crear el orgullo que es tan necesario en nuestros pueblos”, señaló Velásquez.

La muestra permanecerá en exhibición en el Museo de Arte de San Diego ubicado en el corazón del histórico Parque Balboa hasta el 11 de marzo de 2018.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *