Hoy por ti, mañana por mí… Apoyemos las “Licencias de Conducir para Todos”

 

“Para incrementar todavía más el acceso a servicios y trabajos, yo daría a los Neoyorkinos indocumentados acceso a licencias de conducir”, dijo hace casi seis años quien entonces era el candidato a alcalde para la ciudad de Nueva York, Bill De Blasio. No obstante, a casi mediados del 2019, decenas de miles de inmigrantes indocumentados siguen conduciendo en las calles de Nueva York sin licencia.

La idea de una licencia para conducir para indocumentados no es un tema desconocido para la gente de Nueva York. Desde la era del ex gobernador de Nueva York, Eliot Spitzer, organizaciones en pro de los inmigrantes y líderes locales han buscado la manera de introducir una legislación para lograr esta reforma, pero la lucha sigue sin dar frutos.

Desde Long Island hasta Brooklyn, pasando por Queens, el clamor de la comunidad es el mismo: ‘¡Necesitamos acceso a las licencias de conducir!’. Sin embargo en Nueva York, la petición continúa cayendo en oídos sordos.

Si 12 estados y Washington DC ya permiten a los inmigrantes indocumentados obtener una licencia de conducir. ¿Por qué el estado de Nueva York no puede ser el siguiente?

Como lo reiteró el senador estatal Luis Sepúlveda, patrocinador de la legislación, dar licencias de conducir a indocumentados promovería una mayor confianza con las autoridades locales y el conocimiento de las leyes de tránsito, igualmente beneficiaria a la economía a través de un estimado de $57 millones en ingresos anuales, además de primas de seguro más bajas para todos los conductores.

Un ganar/ganar si actuamos

En una reciente Junta Comunitaria en Long Island liderada por varias organizaciones como SEPA Mujer y la Unión de Libertades Civiles de Nueva York, así como en un rally efectuado por el presidente del condado de Brooklyn, Eric L. Adams, y miembros de la coalición Green Light NY, una red de más de 200 organizaciones en todo el estado, incluyendo Make the Road New York y New York Immigration Coalition, el mensaje para todos fue claro:

“Para que la propuesta obtenga la fuerza que necesita, es importante que la comunidad inmigrante sin importar el estatus migratorio, se vincule y sea parte activa del proceso”.

Llame a sus asambleístas y pídales que apoyen el proyecto de ley. Asimismo, súmese a las muestras de apoyo públicas que son organizadas por una diversidad de entidades que trabajan en pro de las licencias de conducción para inmigrantes. Todos podemos poner nuestro granito de arena.

Hoy por ti, mañana por mí.

 

 

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *