Hispano del Bronx condenado a prisión por robar a anciana de Oceanside

Hispano del Bronx condenado a prisión por robar a anciana de Oceanside

Frederik Regalado estafó por teléfono a una mujer mayor de Long Island y le robó $ 45,000 en un día. (Foto: NCDA)

 

La fiscal de distrito del condado de Nassau, Madeline Singas, anunció que un hombre del Bronx fue condenado a prisión de 1 a 3 años por estafar a una anciana de Oceanside y robarle $ 45,000 en un solo día. El acusado recibió la orden de pagar $ 47,500 en restitución mediante juicio civil.

Frederik Regalado, de 23 años, se declaró culpable el pasado 8 de mayo ante el Juez Robert Bogle de tres cargos de Grand Larceny en tercer grado (un delito grave D).

“Este acusado sin escrúpulos engañó a una octogenaria por $ 45,000 en un día y merece todos los días de prisión a los que fue condenado”, dijo Singas.

“Los llamados estafadores de la abuela se aprovechan de las personas mayores vulnerables que creen que sus familiares están en problemas con la ley. Si usted o un miembro de su familia fueron víctimas de una estafa financiera, comuníquese con la línea directa de quejas penales de NCDA al 516-571-7755″.

Se informa que la estafa comenzó cuando una persona que llamó a la anciana de Oceanside dijo que el hijo de la víctima estaba en un accidente automovilístico y fue puesto bajo arresto por conducir en estado de ebriedad en Manhattan.

Se le dijo a la anciana que tenía que enviar $ 7,500 para rescatar a su hijo de la cárcel y que un mensajero recogería el dinero de su casa. Luego, Regalado, quien pretendía ser un mensajero, llegó a la casa de Long Island aproximadamente a la 1:00 pm y recogió $ 7,500 en efectivo.

Más tarde, aproximadamente a las 3:00 pm, una persona llamó de nuevo a la mujer de Oceanside y dijo que un juez aumentó el monto de la fianza porque la persona que fue “golpeada” por el hijo de la víctima estaba embarazada y el accidente de auto causó que la mujer perdiera el feto.

Luego, Regalado regresó a la casa de la anciana y recolectó otros $ 7,500 en efectivo.

Posteriormente, la anciana recibió una tercera llamada telefónica fraudulenta ese día, aproximadamente a las 5:00 p.m., y la persona que llamó declaró que la mujer tenía que enviar $ 30,000 adicionales para pagar las facturas médicas relacionadas con el accidente automovilístico.

Regalado regresó a la casa de la mujer por tercera vez y recaudó los $ 30,000.

Pocos minutos después del tercer intercambio, el hijo de la víctima llamó a su madre. Fue en este punto que la anciana de Oceanside se dio cuenta de que su hijo no estaba en la cárcel pero a lo largo del día, un total de $ 45,000 ya le había sido robado.

Cabe señalar que después de cada recolección del efectivo, el acusado Frederik Regalado dejó el dinero a una persona desconocida.

 

 

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *