5 cosas que los residentes de hogares de ancianos y sus familiares deben saber sobre las elecciones del 2020

Foto cortesía de AARP New York

Mientras los electores que votan temprano hacen filas durante horas en el frío para hacer oír sus voces en todo el estado de Nueva York, es importante salvaguardar el derecho al voto de quienes no pueden hacer fila ni llegar a los centros de votación por sí mismos, dijo AARP New York hoy. Los residentes de hogares de ancianos no pueden ser los votantes marginados en las elecciones del 2020 en el estado de Nueva York.

“Es vital que la Administración del gobernador Cuomo asegure que no habrá votantes olvidados en estas elecciones tan importantes, especialmente aquellos que viven en centros de cuidado a largo plazo”, dijo la directora estatal de AARP New York Beth Finkel. «El Departamento de Salud estatal de Nueva York debe asegurarse de que los hogares de ancianos hayan establecido planes para que sus residentes puedan votar de manera segura, tal como el Gobierno federal ha ordenado a los estados».

Los Centros de Servicios de Medicare y Medicaid (CMS) requieren que los residentes de los hogares de ancianos puedan ejercer su derecho al voto, ya sea en persona, por correo, en ausencia o a través de otros procesos autorizados, incluido el transporte hasta los centros de votación.

La votación temprana ya se está llevando a cabo y la fecha límite para solicitar una papeleta en ausencia en persona es el 2 de noviembre del 2020. El plazo para solicitar una papeleta de voto en ausencia electrónicamente, por correo electrónico, teléfono, fax o por carta ya pasó. Es por esto que AARP destaca cinco puntos que todos los residentes en centros de cuidados y sus familiares deben tener presentes durante esta época eleccionaria.

  1. Los residentes de los hogares de ancianos tienen derecho a votar, y la COVID-19 NO es una razón para que el centro limite ese derecho. ¡PUNTO! ¿Cuál es el plan de tu centro para garantizar que los residentes puedan ejercer el derecho al voto?
  2. El centro debe garantizar que los residentes puedan ejercer sus derechos sin interferencia, coerción, discriminación o represalias.

  3. Los hogares de ancianos tienen que apoyar a los residentes en el ejercicio de su derecho al voto. Esto incluye la ayuda con la votación ausente o por correo, y proveer transporte para llevar a los residentes a los centros de votación o los depósitos seguros de papeletas. El lunes 2 de noviembre es el último día en que los habitantes de Nueva York podrán solicitar en persona una papeleta de voto en ausencia en la junta electoral de su condado. O pueden descargar en línea una copia de la Solicitud de papeleta para voto en ausencia del estado de Nueva York y designar a otra persona para que entregue su solicitud en persona a la junta electoral de su condado local y recibir así su papeleta. Una vez que se firme y complete la papeleta de voto en ausencia, se puede devolver a un centro de votación temprana a más tardar el 1. ˚ de noviembre; a la oficina de la junta electoral de su condado a más tardar el 3 de noviembre, o al centro de votación el 3 de noviembre.
  4. Para los residentes que no pueden emitir su voto en persona, los hogares de ancianos deben asegurarse de que estos puedan recibir y enviar sus votos a través del Servicio Postal de EE.UU.
  5. Cualquier residente o familiar que crea que se han infringido sus derechos, deberá llamar a la Línea de ayuda para el votante del fiscal general del estado de Nueva York al 1-800-771-7755.

Notas relacionadas: Guía de Votantes: Candidatos de Long Island para la Asamblea del Estado de Nueva York

Más de Alrededor de Nueva York

>